Patrimonio Cultural y Natural Mundial Y EL DESARROLLO POBLACIONAL

Patrimonio  Cultural y Natural Mundial y el desarrollo poblacional

El desarrollo de los pueblos conlleva la toma de espacios y modificaciones de los ya existentes sobre todo en las últimas décadas. Esto ha puesto en peligro al Patrimonio Cultural y Natural Mundial motivado por la poca aplicabilidad de las normativas jurídicas en muchos de los países y a la utilización de las mismas a conveniencia.

Por otra parte la demanda de espacios para mejorar la calidad de vida de los individuos compromete áreas que han sido parte del devenir de la historia de las localidades, al ser sustituidas por obras de mayor envergadura que garanticen la mejora en los servicios, de vital importancia en el mundo tales como carreteras, embalses, plantas hidroeléctricas entre otros. Al respecto Luengo, F. (2002) nos comenta:

Es evidente que un desarrollo urbano incontrolado, carente de criterios que permitan armonizar el antiguo patrón organizacional del espacio urbano tradicional con los nuevos desarrollos, trae como consecuencia entre otras cosas, la destrucción de la memoria colectiva, eliminación del sistema de hitos y referencias que propician el sentido de identificación del ciudadano con el medio urbano, la aparición de usos que alteran la dinámica espacial, la sobresaturación de los servicios, la desaparición de los lugares de encuentro, la destrucción de valores históricos y patrimoniales son entre otros factores causantes de disconfort e insatisfacción, y en consecuencia, de disminución de la calidad ambiental. pp.(132-133)

LA UNESCO y El Patrimonio Cultural y Natural Mundial 

La casa de las ventanas de Hierro.Patrimonio Mundial,Coro, Venezuela.
La casa de las ventanas de Hierro.Patrimonio Mundial,Coro, Venezuela.

Después de la Segunda Guerra Mundial,  se evidencia el peligro al que estuvo sometida la herencia patrimonial cultural y natural de muchas naciones, producto de la destrucción de bienes, razón por la cual, se puso en marcha una serie de tratados multilaterales con el fin de proteger el patrimonio mundial. Así lo establece la UNESCO en el documento denominado “Normas Internacionales sobre el Patrimonio Cultural” escrito por el jurista Lybdek, P.:

La UNESCO ha establecido cuatro tratados multilaterales para reforzar la protección del patrimonio cultural físico. Se trata del Convenio para la protección de los bienes culturales en caso de conflicto armado (Convenio de La Haya, 1954) y su Protocolo; el Convenio referente a las medidas a tomar para prohibir e impedir la importación, exportación o venta ilícita de bienes culturales (1970); y el Convenio sobre la protección del patrimonio mundial cultural y natural (1972). Estos cuatro instrumentos aplicables al patrimonio cultural, sea cual sea la región del mundo a la que pertenezca, constituyen un código de protección, válido tanto en caso de conflicto (Convenio de La Haya) como en tiempos de paz (bienes, muebles en 1970; bienes inmuebles en 1972), (s/p).

Y continúa el documento describiendo la amenaza que se cierne sobre el patrimonio producto de la modernización:

La construcción de carreteras y aeropuertos, la explotación minera y el desarrollo industrial, los trabajos hidráulicos y la recuperación de tierras, la urbanización y los proyectos de urbanismos, la destrucción de las chabolas y la modernización de los cascos antiguos de las ciudades, así como la evolución de las formas de ocupación de los suelos son importantes factores que pueden redundar en daños considerables en elementos importantes del patrimonio, influir en su total desaparición. (s/p).
Stonehenge, Avebury, Patrimonio Mundial
Stonehenge, Avebury, Patrimonio Mundial

Específicamente en la denominada Ley Aprobatoria de la Convención para la Protección del Patrimonio Mundial, Cultural y Natural, aprobada en París en Noviembre de 1972,  en sus consideraciones preliminares, se  expone la preocupación de la destrucción del patrimonio no solo por el deterioro que les es inherente, sino también “por la evolución de la vida social y económica que las agrava con fenómenos de alteración o de destrucción aún más temibles”  y continúan resaltando  la importancia en cuanto a su carácter único e irremplazable.

Es evidente la amenaza que constantemente atenta contra el Patrimonio Cultural y Natural de los pueblos, y la importancia de poner en práctica todas las normas establecidas en procura de su conservación, por ser  elementos fundamentales de la identidad de los pueblos.

Desarrollo y Crecimiento Poblacional

Desde la Edad de Piedra hasta nuestros días, el número de seres humanos ha aumentado, sobre todo después de la mitad del siglo XX. El desarrollo crecimiento poblacional sostenido comenzó después de la Revolución Industrial, producto de las mejoras considerables en aspectos como salud y educación, así lo señala Vásquez G. (2001):

Los avances en el control sanitario, combinados con una mejor nutrición, frenaron sustancialmente la tasa de mortalidad. En el siglo XX, con el perfeccionamiento gradual de los procesos de producción industrial, sobre todo en la fabricación de antibióticos (…) se auspició el crecimiento poblacional humano  hasta alcanzar la fase exponencial. (p.145)

Las nuevas tecnologías aplicadas en todos los ámbitos repercutieron favorablemente en la calidad de vida de la población mundial, pero al mismo tiempo no se tomaron en cuenta los efectos nocivos que estos avances acarrearía sobre el medio ambiente.

Crecimiento poblacional exponencial
Crecimiento poblacional exponencial

Este crecimiento exponencia de la población ha suscitado un nivel de desarrollo equivalente, capaz de mantener a los grupos humanos satisfechos en sus necesidades básicas o elementales como son vivienda, alimentación, vestido, seguridad, servicios, entre otros. Pero sabemos que no en todos los países se brindan las mismas oportunidades de desarrollo y por lo tanto la pobreza o miseria extrema es lo más común el  mundo actual. “La mala distribución de la riqueza en todo el orbe imposibilita el acercamiento a la educación, servicios de vivienda, agua potable, acceso a la salud de un gran número de persona, etcétera” Vásquez, G (2001).

La interrogante a plantear es ¿Cómo afectará el crecimiento de la población humana al ambiente? tomando en cuenta las diferencias económicas que existen. Lo ideal sería procurar que se eleve en forma armónica la calidad de vida de todos los habitantes del planeta sin ninguna distinción, pero sin comprometer  la capacidad de sostenimiento del  mismo. Al respecto Roa José (2001) expresa:

Es importante tener presente que el número de habitantes en la tierra no puede seguir aumentando indefinidamente debido a que la capacidad del planeta, nuestro hogar, es limitada. Un crecimiento ilimitado de la población humana, conduce inevitablemente a mayor explotación de los recursos naturales, mayor intervención de los ecosistemas tanto terrestres como acuáticos, mayores perturbaciones en la velocidad natural de los ciclos biogeoquímicos, mayor generación de contaminantes y, en general, a ejercer mayor presión sobre el ambiente. De mantenerse esta tendencia en el crecimiento de la población, la humanidad está en camino de sobre pasar la capacidad de sostenimiento del planeta. (p.149).

Impacto de las grandes concentraciones de población

Las grandes concentraciones de población se encuentran en las ciudades, las cuales demandan para  su  desarrollo y funcionamiento una dinámica que compromete a un conjunto de recursos como: alimentos, combustibles, materiales etc., los cuales una vez desechados producen un gran impacto en el medio, desde lo local a lo global. No todas las ciudades de mundo producen el mismo impacto,  sino que varía acorde con diversos factores, así lo describe el Arquitecto Luis Betacor (2005):

Las ciudades más pobres son las más afectadas por los problemas de acceso a la infraestructura y a los servicios públicos, así como por la ocupación de tierras que no deberían ser ocupadas. También son las más contaminadas dentro de los límites urbanos, mientras que las ciudades más desarrolladas han resuelto totalmente este tipo de problemas, pero enfrentan otros más sofisticados de contaminación y desperdicios, que son generales y globales. (s/p).
Crecimiento poblacional.
Crecimiento poblacional.

Si bien el problema va más allá de la temática urbana y tiene que ver con el aumento de la población mundial y con problemas económicos y sociales muy complejos, es importante implementar mecanismos viables que permitan el desarrollo sostenible acorde con cada población, en el menor tiempo posible, tomando en cuenta herramientas como la educación ambiental y medidas de Estado que pongan en práctica las leyes establecidas al respecto..

Referencias

Betacor, L. (2005). Urbanismo y Sustentabilidad. Todo arquitectura. Recuperado de www.todoarquitectura.com/v2/noticias/submit_new.asp

Luengo,F.G. (2001). La calidad Ambiental Urbana como instrumento teórico metodológico. Estudio del impacto sobre los valores histórico urbanísticos. Fermentum. Mérida, enero-abril, 2002. Año 12. Nº 33. pp. 126-141.

Lybdekv, V. P. (s/f) Normas Internacionales sobre Patrimonio Cultural. Recuperado de: http://www.crim.unam.mx./cultural/informe/default.htm#cap14

Roa, M, J. (2005). Fundamentos básicos de los procesos ambientales para ingenieros. San Cristóbal, Venezuela: Fondo editorial UNET

Vásquez, G. (2001). Ecología y formación ambiental. Bogotá, Colombia :Mc Graw Hill.[/vc_column_text][vc_video link=»https://youtu.be/nPTIp9VdU2A» title=» Los escenarios futuros | Sostenibilidad ACCIONA»][/vc_column][vc_column][/vc_column][/vc_row]

Te invito a leer acerca los Estudios de Impacto Ambiental en Bon voyage/Buen Viaje